Sara Montiel en  su juventud
Sara Montiel en su juventud
Sara Montiel
es el nombre artístico de María Antonia Abad Fernández, actriz de cine y cantante. Nació en Campo de Criptana (Ciudad Real) en 1928 y murió en Madrid en 2013 a los 85 años de edad.
Sara fue la cara más barroca y atrevida del espectáculo, durante la dictadura franquista gracias a sus papeles melodramáticos y a su sensual manera de cantar y vestir. Fue considerada uno de los mitos más importantes del espectáculo en lengua hispana, tanto por sus éxitos en cine y música como por su belleza
Familia
Nació en el seno de una familia humilde que subsistía por medio de la agricultura, ya que su padre era campesino. Tras la Guerra Civil, la familia se estableció en Orihuela (Alicante), donde el padre abrió una bodega. Tuvo una hermana y un hermano que falleció muy joven.Sara ha tenido varios matrimonios. Se casó por primera vez en Estados Unidos en 1957 con el director de cine Anthony Mann y se divorciaron en 1963. Su segundo marido fue el industrial Vicente Ramírez Olalla, se casaron en Roma ante un reducido grupo de invitados, el sonado matrimonio apenas duró unos meses.El hombre de su vida fue el empresario y periodista mallorquín Pepe Tous (1931-1992), con quién contrajo matrimonio después de diez años de relaciones. Juntos adoptaron a los dos hijos de la popular artista, Thais (1979) y Zeus (1983). Pepe Tous murió y dejó a Sara sola y al cargo de sus dos hijos.Posteriormente en 2002 cuando Sara tenía 74 años tuvo otro matrimonio fallido con el cubano Antonio (Tony) Hernández de 39 años, que se rompió un año más tarde, causando un gran revuelo mediático en la prensa rosa española y tertulias de estos temas en las cadenas de TV, cobrando suculentas exclusivas.
Formación
Sara estudió unos años en el colegio de monjas de Jesús María de San Agustín de Orihuela. Desde muy pequeña destacó por su belleza y sus dotes artísticas, las cuales impresionaron a Vicente Casanova, un influyente productor de cine, quien la vio cantando una saeta durante una procesión de Semana Santa de Orihuela y que procuró que Sara recibiera formación básica en declamación y canto cuando ya estaba en Madrid.
Inicios en el cine
Su primer papel de importancia fue en la película Locura de amor (1948), gran éxito de Juan de Orduña protagonizado por Aurora Bautista y Fernando Rey, a la que siguieron La mies es mucha, Pequeñeces y El capitán veneno (1951) de Luis Marquina, protagonizada por Fernando Fernán Gómez.
México y Hollywood
Después de triunfar en España Sara proyectó su ambición hacia el extranjero, concretamente a México y a EE.UU., donde llegaría a trabajar y triunfar en Hollywood.Películas rodadas en México como Cárcel de mujeres y Piel canela le abrieron las puertas para entrar a Hollywood en 1954.Su primera interpretación fue de la mano, del mítico Gary Cooper en Veracruz de Robert Aldrich, con esa película, Sara Montiel logró índices de popularidad que jamás había tenido una artista española.Su segunda película en Estados Unidos fue Serenade (Serenata o Dos pasiones y un amor), una producción de eminente contenido musical para el lucimiento del tenor Mario Lanza. En este rodaje Sara conoció al que sería su primer marido, Anthony Mann, que era el director de la cinta.Por todo ello Sara fue la primera española en triunfar en Hollywood, donde trabajó con varias de las máximas estrellas de la época, como Gary Cooper, Burt Lancaster, Joan Fontaine, Mario Lanza, Vincent Price, Charles Bronson...Aunque Sara tenía proyectos para realizar otras películas como The American o Burning Hills, uno de ellas junto a Paul Newman... el destino le deparó otro rumbo a su carrera y se marchó de Hollywood.
El último cupléexternal image images?q=tbn:ANd9GcRuXBxSXjwBufMPhJ-TROL2gKirmk4eHSiv1u3yeEuJBqUaRMrM-g
Tras su regreso a España, rodó una película bajo las órdenes de Juan de Orduña, titulada El último cuplé (1957) que fue un gran éxito, en parte porque Sara incluía números musicales con una peculiar voz, susurrante y más bien grave. Sus interpretaciones de "Fumando espero" y "El relicario" serían recordadas durante generaciones.Esta película marcó un hito en el cine español por su recaudación, un récord que mantuvo durante años, e hizo de Sara Montiel una de las artistas más taquilleras de la época. Por consiguiente firmó un contrato multimillonario para realizar películas de producciones europeas (hispano-francesas-italianas) que la convirtieron en la actriz de habla española mejor pagada de esa época.
Problemas con la censura franquista
Al Último Cuplé le siguieron varias producciones de éxito con importantes galanes europeos, como La Violetera (con Raf Vallone) y Carmen la de Ronda (con Maurice Ronet). Estas películas redoblaban su atractivo gracias a números musicales donde Sara cantaba con su peculiar estilo y luciendo exuberantes vestidos que tentaban a la censura.A los dos filmes citados, siguieron Mi último tango, Pecado de Amor, La bella Lola, La dama de Beirut, La reina del Chantecler, Noches de Casablanca, La mujer perdida, Varietés (dirigido por Juan Antonio Bardem) y Cinco almohadas para una noche (1973).
Espectáculos musicales
Con el fin de la dictadura se inició el cine de destape y Sara Montiel decidió dejar este medio para volcarse en su faceta musical, mayormente en espectáculos de variedades en teatros y televisión.Mantuvo una gran popularidad y también la admiración de nuevas generaciones de músicos; en su disco Purísimo Sara, contó con colaboraciones de José María Cano, Joaquín Sabina y Javier Gurruchaga.Espectáculos musicales como Doña Sara de la Mancha demostraban la increíble capacidad para enamorar al público, esta vez desde un escenario, con lo que el público podía ver a la diva en directo. Saritísima o Saritízate son dos ejemplos de los muchos espectáculos teatrales que Sara Montiel presentó con éxito.
Éxitos discográficos
Como cantante Sara Montiel ha cosechado importantes éxitos, sobre todo al volver a poner de moda el cuplé con su insinuante forma de cantar.Su personal estilo es inconfundible; boleros como "Contigo aprendí" o "Bésame mucho" dieron la vuelta al mundo con su voz. Pero sin duda la canción con la cual será siempre identificada es "Fumando espero", con la que Sara Montiel hizo que el fumar, hoy un hábito mal visto, se considerara entonces algo elegante.
Presencia en TV
En TVE protagonizó dos programas: Sara y punto, realizado por Eduardo Stern y Ven al Paralelo con el cual estuvo dos temporadas, siendo por entonces la indiscutible reina del espectáculo barcelonés y del canal La 2.En 2002, Sara reapareció en televisión grabando un chocante anuncio para los premios MTV Europe Music Awards de ese año, y en 2009 grabó con el grupo Fangoria una versión de su nueva canción "Absolutamente" y su correspondiente videoclip.
Reconocimientos honoríficos
  • Medalla de Oro de Castilla-La Mancha (2008)
  • Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo (2010).
  • Medalla de Oro de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España.
  • Golden Eagle, el premio más importante del "showbussines" hollywoodiense. 1994
  • En 2011 recibió la Estrella en el Paseo de la Fama de Madrid

Memoriasexternal image sara-montiel-memorias-vivir-es-un-placer_MLM-O-38137177_1665.jpg
Sara Montiel se ha prodigado mucho en la prensa rosa y ha sido la venta de la historia de su vida por capítulos la que más ingresos le ha proporcionado cuando por edad tuvo que retirarse de la vida artística.En el año 2000 publicó sus memorias, Vivir es un placer, escritas por el dramaturgo Pedro Víllora.
Volver a página de inicio
Fuentes
Web dedicada a Sara Montiel. Biografía.
Biografía de Sara Montiel. Alohacriticon.com
Editor: FRB